Noticias ambientales

La reforestación de bosque tropical húmedo captura más carbono que las plantaciónes

Un nuevo estudio en Ecological Management & Restoration halla que el bosque tropical húmedo en proceso de reforestación captura más carbono que una plantación de monocultivo e inclusive que una plantación de especies mixtas. La investigación puso a prueba tres proyectos en el noreste de Australia: un proyecto de reforestación de bosque tropical húmedo con una variedad de árboles nativos, una plantación de especies mixtas y una plantación de coníferas en monocultivo.



«Comparados a las plantaciones de monocultivos, los proyectos de reforestación mostraban una cobertura más densa y mayor cantidad de árboles grandes, y los árboles empleados tenían madera de mayor densidad que las coníferas de la plantación,” explicó en un comunicado de prensa el coautor, Dr John Kanowski, ecologista del Australian Wildlife Conservancy [Conservación australiana de vida silvestre].



Árboles de aceite de palma talados para dar lugar a una nueva plantación para la producción de aceite de palma en la isla indonesia de Sumatra. Fotografía de: Rhett A. Butler.

El estudio encontró que una hectárea de bosque tropical húmedo reforestado almacenaba en promedio 106 toneladas de carbono: unas 40 toneladas más de carbono que una hectárea de una plantación de coníferas en monocultivo y 20 toneladas más que una hectárea de plantación de especies mezcladas.



Hace mucho que los medioambientalistas se oponen a las vastas plantaciones de monocultivo como forma de mitigar el cambio climático pues dichas plantaciones erosionan la biodiversidad y ponen a muchas especies en peligro. Además, las plantaciones provocan conflictos con las tribus indígenas y contaminan los suministros de agua.



Según Kanowski, este nuevo estudio puso fin a la idea de que las plantaciones de monocultivo almacenan más carbono que los proyectos de bosque tropical húmedo.



«Los mercados del carbono se han convertido en una fuente potencial de financiamiento a proyectos de restauración, en la medida en que países y corporaciones buscan la forma más barata de reducir la emisión de carbono. Sin embargo, preocupa el hecho de que este financiamiento pudiera estimular plantaciones de monocultivos de una sola especie en lugar de proyectos de reforestación diversa porque se tiende a creer que los monocultivos capturan más carbono.»



Aún así, Kanowski admite que las consideraciones económicas son difíciles a la hora de escoger la restauración forestal sobre las plantaciones, pues la primera opción cuesta más.