Noticias ambientales

Se avecina un nuevo conflicto entre tribus y compañías petroleras en Perú

Los pueblos indígenas y sus aliados han intensificado su lucha contra dos compañías petroleras por la contaminación en el Amazonas peruano. La semana pasada, un grupo de manifestantes indígenas bloqueó partes de los ríos Marañón y Corrientes en la provincia de Loreto en el nordeste de Perú. Los manifestantes exigían que Pluspetrol, una compañía petrolera Argentina, los compense por un reciente derrame de petróleo. Desde el 28 de diciembre, después de ocho días, el bloqueo permanece ininterrumpido..

Esto sigue los pasos de un bloqueo similar en octubre, que convocó a cinco mil manifestantes indígenas de las tribus Achuar, Awajun y Shawi. Aquel bloqueo, que duró semanas, terminó sólo cuando el gobierno regional finalmente estuvo de acuerdo en realizar pruebas de calidad del agua en el Marañon.

Por e momento, el objeto principal del bloqueo actual es la contaminación por el petróleo derramado en Junio 2010 . La petrolera responsable para el derrame de unos 400 barriles de petróleo desde una barcaza al rió Marañón fue contratada por Pluspetrol. La empresa ha echado la culpa a los subcontratistas, pero grupos indígenas todavía exigen que Pluspetrol pague, mediante la aplicación de programas de reforestación en zonas degradadas y la provisión de alimentos, medicinas y pagos en efectivo para los comunidades afectados.


Bloques de petróleo y gas en el Amazonas occidental. El color solido de amarillo indica bloques ya concesionados a empresas. El color amarillo con rayas indica bloques propuestos o bloques todavía en la fase de negociación. Las áreas protegidas mostradas son aquellas consideradas estrictamente protegidas por el IUCN (categorías I a III). Imagen modificada por Finer M, Jenkins CN, Pimm SL, Keane B, Ross C, 2008 Proyectos de Petróleo y Gas en el Amazonas Occidental: Amenazas a la selva, biodiversidad, y Pueblos Indígenas. (Oil and Gas Projects in the Western Amazon: Threats to Wilderness, Biodiversity, and Indigenous Peoples) PLoS ONE 3(8):e2932. doi:10.1371/journal.pone.0002932.

La batalla sobre el derrame de petróleo es sólo el último capítulo en una lucha mucho más larga. Pluspetrol posee dos concesiones petroleras en esta parte del Amazonas peruano, conocidas como bloques 1AB y 8. Los dos bloques han estado produciendo petróleo durante décadas; por mucho tiempo, residuos tóxicos han sido vertidos en ríos o dejados en pozos abiertos. Metales pesados, compuestos orgánicos volátiles, e hidrocarburos han infiltrado los suministros de agua, enfermando a los residentes locales. Durante años, la tribu Achuar, que habita el área, ha estado luchando por una compensación y limpieza.

Pluspetrol sólo es dueño de los bloques desde el año 2000. El dueño anterior, Occidental, fue el responsable de la mayor parte de la contaminación. Los Achuar han estado luchando contra Occidental en la corte desde 2007. El 8 de diciembre, obtuvieron una gran victoria cuando un juez en Los Angeles ordenó que que su caso de acción colectiva pudiera ser escuchado en EE.UU. , en lugar de Perú.. El cambio de jurisdicción aumenta las posibilidades de que la demanda sea exitosa.

Sin embargo, no es evidente que todo terminará bien. Bloqueos anteriores realizados por grupos indígenas han acabado en hechos de violencia. En junio de 2009, en otra parte del Amazonas peruano, grupos indígenas hicieron bloqueos en caminos para protestar contra nuevas concesiones de petróleo y gas. Las protestas produjeron sangrientos enfrentamientos con la policía. Al menos 20 policías y 34 manifestantes murieron y muchos mas fueron denunciados como desaparecidos.

La producción petrolífera en Perú se ha expandido rápidamente durante los últimos cinco años, y en la actualidad el 41 % por ciento del Amazonas peruano está cubierto por concesiones de petróleo y gas [PDF]. Los bloques 1AB y 8, que juntos producen alrededor de 30,000 barriles de petróleo por día, son responsables aproximadamente del 40 % de la producción total de petróleo de Perú.

Información completa: Recientemente trabajé como interno para Amazon Watch, incluyendo algún trabajo sobre una campaña contra Pluspetrol.