Noticias ambientales

Encontrados muertos 14 elefantes de Borneo, presumiblemente envenenados

3-month-old Bornean elephant calf next to dead mother. Officials suspect this elephant, and so far 13 others, were poisoned. Photo by: Sabah Wildlife Department.
Cría de elefante de Borneo al lado de su madre muerta. Las autoridades sospechan que este elefante, y de momento otros 13, fueron envenenados. Foto del Departmento de Vida Silvestre de Sabah.




Funcionarios de Vida Silvestre del estado malasio de Sabah han encontrado los cuerpos de 14 elefantes de Borneo en la Reserva Forestal Gunung Rara y se sospecha que se puedan encontrar más muertos. A la espera de pruebas definitivas, se sospecha que los elefantes han sido envenenados dado el daño en el tracto digestivo de los animales. Sólo quedan alrededor de 2.000 elefantes de Borneo (Elephas maximus borneensis) en la isla de Borneo, y la gran mayoría se encuentran en Sabah.



«Creemos que todas las muertes de estos elefantes están relacionadas» dijo a la BBC el representante del Departamento de Vida Silvestre de Sabah (SWD), Laurentius Ambu. En un caso, se ha encontrado una cría de elefante de 3 meses al lado de su madre muerta. Los que han rescatado a la cría, llamada «Joe», dicen que está sana y se le ha trasladado a la Reserva de Vida Silvestre Lok Kawi.



Según WWF Malasia, todos los elefantes muertos han sido hallados en una área forestal que, en la actualidad, se está reconvirtiendo en plantaciones de palma de aceite. Dos compañías de aceite de palma y una empresa de tala trabajan en los límites de la Reserva Forestal Gunung Rar. Esto puede significar que los elefantes fueron asesinados como si fueran una plaga, dado que es conocido que causan serios daños a las plantaciones de palma de aceite. Dichos envenenamientos no son nuevos: el año pasado varios elefantes de Sumatra, considerados en grave peligro, fueron envenenados en plantaciones de palma de aceite.



De hecho, ayer Ambu comentó al Wall Street Journal que «sospechamos que trabajadores de la plantación han echado veneno en la zona. Estamos esperando que los resultados de los laboratorios determinen si los elefantes murieron de envenenamiento o por infección de bacterias».



Sin embargo, se necesitará más información para estar seguros de la resolución. Las plantaciones de palma de aceite se han extendido por Sabah en las últimas décadas, a menudo reemplazando bosque.



«Las conversiones son el resultado de la fragmentación de los bosques, lo que significa pérdida del hábitat natural de las manadas de elefantes, obligándoles así a buscar alternativas de comida y espacio, poniendo a humanos y vida silvestre en un conflicto directo» dijo el Director Ejecutivo de WWF-Malasia, Dionysius S K Sharma. Sharma también recomienda que los elefantes de Borneo sean considerados «totalmente protegidos» en el país.



Estudios genéticos han mostrado que los elefantes de Borneo son subespecies diferentes de los elefantes asiáticos. Como es el elefante más pequeño del mundo, a veces se les describe como «elefantes pigmeo» aunque los adultos pueden llegar a pesar 5 toneladas.