México busca sus últimos especímenes de tiburones sierra

  • Se sabe que existieron (y quizás aún existan) dos especies--de dientes pequeños y grandes (Pristis pectinata y P. pristis)--en el Mar Caribe y la costa atlántica, así como la costa occidental de Suramérica.
  • Desde el 2014, se han desarrollado varios proyectos colaborativos de investigación entre los países que han contado históricamente con poblaciones de rayas sierra.
  • La encuesta nacional sobre la presencia de tiburones o rayas sierra buscar evaluar su conservación, y eventualmente generar mejores leyes para su protección.
1-poster-sierra
Póster creado por Océanos Vivientes en México para estimular a la población a documentar especímenes de tiburones sierra en las costas mexicanas. Imagen cortesía de Océanos Vivientes AC.

Existen sólo cinco especies de rayas sierra en todo el mundo, mayormente en los océanos alrededor de Australia–se extinguieron en las costas de Suráfrica hace años–a profundidades de hasta 40 metros bajo la superficie. En 1960 se descubrieron tiburones sierra en las Islas Bahamas del noroeste caribeño, a profundidades aún mayores, de entre 640 a 915 metros.

Se sabe que existieron (y quizás aún existan) dos especies–de dientes pequeños y grandes (Pristis pectinata y P. pristis)–en el Mar Caribe y la costa atlántica, así como en la costa occidental de Suramérica. Pero existe poca información e investigación sobre estas poblaciones, por estar tan aisladas, y también a causa de la identificación errónea, la falta de monitoreo, y la contracción de su hábitat.

De acuerdo al Grupo de Especialistas de Tiburones de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), el cual facilita el intercambio de conocimientos y recursos, los tiburones sierra no se encuentran en peligro de extinción, mientras que las rayas sierra están críticamente amenazadas por el mundo entero. No se conoce mucho sobre sus dietas, ni su reproducción, pero se cree que son ovovíparos, es decir, que ponen huevos pero permanecen dentro del cuerpo de la hembra hasta que el embrión se desarrolla por completo.

Desde el 2014, se han desarrollado varios proyectos colaborativos de investigación entre los países que han contado históricamente con poblaciones de tiburones o rayas sierra. Bajo la coordinación de la UICN, se han fortalecido las actividades de varios equipos de conservación en Centroamérica, Suramérica y México.

En México, Océanos Vivientes AC inauguró recientemente el Proyecto Pristis, dedicado a recoger información sobre la presencia actual o pasada de tiburones sierra, también conocidos como serruchos. La encuesta nacional sobre la presencia de tiburones sierra depende del reporteo de pescadores y otras personas que viven y trabajan en las costas de país. Se busca evaluar su conservación, y eventualmente generar mejores leyes para su protección.

Océanos Vivientes también está colaborando con Conservación Internacional para desarrollar la investigación de las especies en Colombia, y en Belice, Cuba, Guatemala y Honduras, MarAlliance promueve la conservación de las especies. Por su parte, la organización peruana Planeta Océano está colaborando con equipos en Ecuador, El Salvador y Costa Rica. Uno de estos equipos a cargo del Dr. Rigoberto Rosas-Luis en la Universidad Laica Eloy Alfaro de Manabí, documentó una de las capturas más recientes en San Lorenzo, en la costa norte de Ecuador, en el 2014.

A cargo del biólogo Ramón Bonfil, el Proyecto Pristis ha distribuído pósters titulados “SE BUSCA”, motivando a la población a lo largo de las costas mexicanas a comunicarse con la organización en caso de ver rayas sierra vivas o muertas.

Se cree que la última vez que se vieron una de las dos especies–de dientes chicos o dientes grandes–en las costas mexicanas fue en el año 2003 en Chetumal, Quintana Roo y en el Océano Pacífico en Teacapán, Sinaloa en 1993.

“Nuestro principal objetivo es recabar información actualizada sobre la distribución y abundancia relativa de los tiburones sierra de dientes chicos y de dientes grandes en México”, dijo Bonfil a la revista mexicana Emeequis. “Sin embargo, también esperamos encontrar poblaciones remanentes de tiburones sierra, y con la colaboración de las comunidades de pescadores locales, enfocarnos en protegerlas y asegurar su recuperación a fin de tener ecosistemas marinos saludables”.

La pesca de tiburones y rayas es una importante actividad para los pescadores, tanto en la captura como en su comercialización. Los tiburones y rayas ocupan el décimo lugar en la producción pesquera mexicana, con un 90 % de ellos destinados al consumo a nivel nacional.

Sin embargo, en México los tiburones sierra de dientes chicos y grandes están protegidos por la ley y su captura está prohibida. En el resto de los países de la región, las leyes también protegen a las especies. Pero se espera que la información recopilada a lo largo y ancho del hábitat de los tiburones sierra en las costas latinoamericanas permita definir si es una especie que aún disfruta de poblaciones sostenibles, o si debe ser reclasificada para evitar su extinción.

Imágen cortesía de Océanos Vivientes AC.
Imagen cortesía de Océanos Vivientes AC.
Illustrated Catalogue of the Fishes of South Australia, Adelaide, Australia : G. Hassell & Son, 1921. Image via Wikipedia.
Catálogo Ilustrado de Peces del Sur de Australia, Adelaide, Australia : G. Hassell & Son, 1921. Imagen via Wikipedia.

 

CORRECCIÓN 04/01/16:

La pasada versión de este artículo mencionó que existen tiburones sierra en “los océanos alrededor de Suráfrica, Australia y Japón”. Sin embargo, la especie está extincta en los mares de Suráfrica y parece no existir alrededor de Japón.

El Grupo de Especialistas de Tiburones de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) también confirma que los tiburones sierra no se encuentran en peligro de extinción, mientras que las rayas sierra están críticamente amenazadas por el mundo entero.

Artículo publicado por