Cuatro países de Latinoamérica se unen para salvar al gato andino