Noticias ambientales

Cámaras trampa “atrapan” a animales asaltantes de cultivos en granjas del Amazonas

  • Un equipo de científicos del Reino Unido y Brasil utilizó un conjunto de 132 cámaras trampa para captar más de 60 000 fotografías en 47 comunidades agrícolas del Amazonas.
  • Los investigadores descubrieron que los animales que resultaban más destructivos para los cultivos también aparecían entre los captados con mayor frecuencia por sus cámaras.

Las fotografías de animales saqueadores de cultivos captados con cámaras trampa y las conversaciones con agricultores en el Amazonas sugieren que es posible proteger la diversidad de vida en la selva tropical más grande del mundo y al mismo tiempo garantizar que las personas tengan suficiente para comer.

«Las comunidades rurales amazónicas son algunas de las más pobres del mundo, pero viven entre la mayor biodiversidad del mundo», comentó en una declaración Mark Abrahams, ecologista de la Sociedad Zoológica de Bristol en el Reino Unido y autor principal del artículo. «Queríamos descubrir cómo las comunidades locales se ven afectadas por los animales salvajes que se comen sus cultivos».

Las cámaras captan con frecuencia fotos de animales que, según los agricultores, estaban dañando a los invasores de las cosechas, como el venado colorado, que se muestra aquí. Foto de Mark Abrahams / Universidad de East Anglia..

Abrahams y sus colegas, Carlos Peres de la Universidad de East Anglia (institución anterior de Abrahams) y Hugo Costa de la Universidad Estatal de Santa Cruz en Brasil, publicaron su investigación el 26 de febrero en el Journal of Wildlife Management. Informan que los invasores de cultivos desvían un promedio de aproximadamente el 8 por ciento de yuca que un agricultor planta cada año en la región de Médio-Juruá, en la selva amazónica occidental. Los agricultores dicen que si no se tomaran la molestia de proteger sus cultivos, podrían esperar pérdidas unas 10 veces mayores.

También tienden a plantar más yuca de la variedad «amarga». A pesar de que los niveles más altos de cianuro hacen que la preparación de los tubérculos amiláceos de esta planta sea una tarea ardua, es menos probable que los animales que saquean los cultivos vayan más allá de lo que es la variedad «dulce».

Lee más |  La paloma apuñalada de Negros: nuevo video de una de las aves más elusivas 

Los sospechosos comunes en las cámaras trampa

El equipo instaló cámaras trampa junto a los campos de los agricultores, y descubrió que los animales que eran más destructivos para los cultivos también se encontraban entre los capturados con frecuencia por sus cámaras.

Entre 2013 y 2015, la selección de 132 trampas fotográficas del equipo captó más de 60 000 fotografías en 47 comunidades agrícolas. Los investigadores también realizaron 157 entrevistas a agricultores locales. Estas dos líneas de investigación complementarias señalaban cinco animalescomo los más dañinos para los cultivos, entre ellos el venado colorado (Mazama americana) y pecaríes de collar (Pecari Tajacu), así como varios roedores, incluyendo pacas (Cuniculus paca) y agutis (Dasyprocta fuliginosa).

Los agricultores que los científicos entrevistaron identificaron varios roedores, incluida la paca, que se muestra aquí, como animal destructivo para sus cultivos de yuca. Foto de Mark Abrahams / Universidad de East Anglia.

Estos animales también se encuentran entre los cazados más a menudo por los miembros de la comunidad. Y, aunque el venado colorado está clasificado como Datos Insuficientes por la UICN, ninguno está en peligro, dijo Abrahams, «así que cazarlos para subsistir no supone una amenaza para la biodiversidad, siempre y cuando las medidas de conservación como las áreas protegidas y la gestión de los recursos naturales se pongan en marcha».

«Este estudio muestra que los ataques a los cultivos en la Amazonía no tienen por qué convertirse en un conflicto entre humanos y vida silvestre», afirmó Abrahams. «Los ecologistas pueden trabajar con las comunidades locales para apoyar la gestión de los recursos naturales».

Lee más | Crisis económica en Venezuela: ciudadanos hambrientos cazan especies silvestres y animales de zoo

 

En este momento, los agricultores usan la caza y la captura para limitar el daño a los cultivos tan a menudo como acordonan sus campos con redes o espantapájaros.

Los hallazgos resaltan la necesidad de que los conservacionistas reconozcan los desafíos que encuentran las comunidades para alimentarse a sí mismas y a sus familias.

Pecaríes de collar captados en el sitio de estudio cerca de los campos de agricultores en el Amazonas. Foto de Mark Abrahams / Universidad de East Anglia.
Las trampas del estudio también catalogaron la presencia de depredadores que no atacan los cultivos. Foto de Mark Abrahams / Universidad de East Anglia.

«Coexistir junto con la vida silvestre a menudo implica un coste para los agricultores de subsistencia en los bosques tropicales, quienes exportan servicios ambientales colosales que mejoran las vidas de millones de personas en otros lugares», dijo Peres en el comunicado.

Este estudio presenta una oportunidad que no siempre existe en la intersección de la protección de la biodiversidad y el fomento del desarrollo económico, una mezcla que «a veces resulta incompatible», dijo Abrahams.

«El asalto a los cultivos tiene el potencial de dañar los medios de subsistencia y hacer que las comunidades se vuelvan hostiles a la conservación», agregó. «En nuestra región de estudio, sin embargo, parece que la invasión de los cultivos no resulta una barrera insuperable para la conservación».

Imagen de pecaríes por Mark Abrahams / Universidad de East Anglia.

Sigue a John Cannon en Twitter:  @johnccannon

Si quieres conocer más sobre animales de Latinoamérica y el mundo, puedes revisar esta colección de artículos de Mongabay Latam. Y si quieres estar al tanto de las mejores historias de Mongabay Latam, puedes suscribirte al boletín aquí.

Referencias

Abrahams, M. I., Peres, C. A., & Costa, H. C. M. (2018). Manioc losses by terrestrial vertebrates in western Brazilian Amazonia. The Journal of Wildlife Management.