Noticias ambientales

Un pesticida muy utilizado transforma a ranas machos en hembras, con posibles efectos devastadores para sus poblaciones



Uno de los pesticidas más populares en el mundo, la atrazina, castra químicamente a las ranas machos y en algunos casos los transforma en hembras completamente funcionales, de acuerdo a un nuevo estudio publicado en las Actas de la Academia Nacional de Ciencias de los Estados Unidos. Los autores concluyen que la atrazina posiblemente juegue un papel importante, pero insospechado, en la actual crisis global de los anfibios.



Para estudiar como la atrazina afectaba a las ranas, los investigadores estudiaron los efectos en el largo plazo del pesticida en un grupo de solo machos de la rana africana de uñas (Xenopus laevis).



Incluso cuando expusieron las ranas a una dosis baja (2.5 partes por billón, i.e. ppb) del pesticida, los investigadores encontraron que el 10 por ciento de los animales se convirtieron en hembras perfectas, debido a la exposición al pesticida, capaces incluso de procrearse exitosamente con los machos. El otro 90 por ciento de los machos expuestos fueron desmasculinizados, sufriendo de baja testosterona, baja fertilidad y con la inhabilidad de competir con machos no expuestos en el apareamiento.



Dos machos copulando. El animal más grande en la parte inferior (aunque genéticamente es macho) está completamente feminizado por la exposición a la atrazina y produce huevos viables. Imagen cortesía de Tyrone B. Hayes

«El impacto de la atrazina en los anfibios y en la vida silvestre en general es potencialmente devastadora,» escriben los autores. «Los impactos negativos en los anfibios silvestres es especialmente preocupante dado que la dosis aquí examinada (2.5 ppb) es la cantidad que los animales experimentan todo el año donde es usada la atrazina, pero no parecida a los rangos encontrados en el agua de lluvia, donde los niveles pueden exceder a las 100 ppb en el centro occidente de los Estados Unidos, y menor al actual promedio de la agencia para la protección ambiental de los EEUU para el agua potable, de 3 ppb.»



De acuerdo al artículo: «la atrazina es el pesticida más frecuentemente encontrado contaminando el agua subterránea, superficial y potable» debido a su popularidad. Ochenta millones de libras se usan anualmente solo en los Estados Unidos, con la lluvia esparciendo el pesticida mucho más allá de su punto de aplicación.



Los anfibios de todo el planeta están declinando: al menos un tercio de todas las ranas del mundo están amenazadas de extinción, y los investigadores estiman que más de 120 especies de anfibios ya se han extinguido en solo treinta años. Mientras que los científicos le han mostrado mucha mayor importancia a amenazas particulares como la pérdida del hábitat, el cambio climático y una enfermedad fungosa que se sabe puede destruir a toda una población de anfibios, mucha menos atención se le ha dado al papel que podrían jugar los pesticidas, como la atrazina.



«El presente estudio sugiere varias formas de cómo la exposición a disruptores endocrinos como la atrazina pueden conllevar a efectos a nivel de poblaciones en la naturaleza y contribuir al decline de los anfibios,» escriben los investigadores. «Ciertamente, la inhabilidad para competir por las hembras y el significativo decline en la fertilidad de los machos expuestos, como se reporta en el presente estudio, tendrá un impacto directo en las poblaciones expuestas».



Adicionalmente, las ranas macho que se convierten en hembras totalmente debido al pesticida solo a su vez producen jóvenes machos. Los investigadores dicen que con modelamiento matemático se demuestra que esta situación puede llevar a la eventual extinción de un especie completa.



Pero no es solo la supervivencia de los anfibios la que está en juego, pues estudios anteriores han demostrado que la atrazina es un potente alterador endocrino en peces, reptiles, aves, roedores e incluso en células humanas.



La atrazina fue prohibida en la Unión Europea en el 2004, pero sigue siendo ampliamente utilizada en los Estados Unidos y alrededor del mundo.






Cita: Tyrone B. Hayes, Vicky Khoury, Anne Narayan, Mariam Nazir, Andrew Park, Travis Brown, Lillian Adame, Elton Chan, Daniel Buchholz, Theresa Stueve y Sherrie Gallipeau. Atrazine induces complete feminization and chemical castration in male African clawed frogs (Xenopus laevis). PNAS.