Noticias ambientales

80% de los bosques pueden ser adversamente impactados por la tala, deforestación y cambios climáticos por 2100

Un nuevo análisis publicado en Conservation Letters indica que los bosques tropicales mundiales pueden sufrir una degradación a gran escala y deforestación por los finales del siglo si las tendencias actuales de tala y cambios climáticos persisten.



Investigadores encabezados por Greg Asner del Departamento de Ecología Global de la Institución Carnegie en la Universidad Stanford predijó el cambio futuro de la vegetación basados en mapas integrales de alta resolución de deforestación y tala utilizando 16 modelos diferentes de clima global. Encontraron que antes de 2100 hasta un 81 por ciento del Amazonas puede ser susceptible al cambio rápido de la vegetación debido a una combinación de impactos climáticos y uso de la tierra. La tala y el cambio climático podría afectar hasta un 74 por ciento de los bosques de la cuenca del Congo a finales de este siglo, mientras que 80 por ciento de los bosques tropicales de Asia del Pacífico podrían ser impactados. De acuerdo con el estudio, se predice que el uso de la tierra, más que el clima, será una de las mayores causas de la pérdida de biodiversidad en Asia.



La huella de la deforestación, tala selectiva y el cambio climático en la bioma del bosque tropical húmedo. Imagen y texto cortesía de Asner et al. 2010.

En una declaración, Asner dijo que «esta es la primera compilación global de impactos proyectados en el ecosistema para los bosques tropicales húmedos que son afectados por estas fuerzas combinadas.»



Agrego que los resultados podrían ser usados para ayudar a prioritizar estrategías de conservación para minimizar la pérdida de biodiversidad.



«Para aquellas áreas del globo que preven sufrir lo más por el causa de cambio climático, los administradores de tierra podrían enfocar sus esfuerzos a reducir la presión de la deforestación, y de esta manera ayudar a las especies a adaptarse al cambio climático, o a aumentar su capacidad de mobilización a tiempo y mantenerse a la par con los cambios. De otra forma, las regiones del mundo en donde se ha proyectado que la deforestación tendrá pocos efectos a consecuencia del cambio climático podrían ser el objeto de la restauración.»



Trabajos anteriores de Asner y sus cólegas han encontrado que la tala selectiva afecta aproximadamente 20 veces el área deforestada cada año en los trópicos. La tala aumenta la suceptibilidad de los bosques a los incendios y conversión futura.



REFERENCIA: Gregory P. Asner, Scott R. Loarie, and Ursula Heyder. Combined effects of climate and land-use change on the future of humid tropical forests. Conservation Letters, August 5, 2010.