Noticias ambientales

Hallan en Costa Rica una especie de rana arlequín que consideraban extinta

Un estudio publicado en Amphibia-Reptilia reveló el hallazgo de una población reproductiva de ranas arlequines en grave peligro de extinción, y que se creía extinta en Costa Rica, en una zona del bosque montano de este país centroamericano.



La Atelopus varius, una rana harlequín de color negra y anaranjada, solía habitar la región entre el centro de Costa Rica y el oeste de Panamá. Sin embargo, al principio de los años ochenta, la especie experimentó el rápido colapso de casi toda su población probablemente debido a la proliferación de un hongo quítrido que ha hecho desaparecer poblaciones de anfibios en todo el mundo.



«En menos de 20 años, las poblaciones conocidas en Costa Rica se redujeron de 100 a sólo una», establece el artículo. En el año 1996, la especie se consideró extinta en el país.



Sin embargo, en 2004, hubo un momento de esperanza cuando se halló una población cerca de Quepos, en el suroeste de Costa Rica. No obstante, los siguientes estudios no pudieron demostrar la existencia de otras ranas.



Las buenas noticias para esta especie llegaron cuando un grupo de investigadores encontró una población significativa en una reserva privada dentro de Reserva de la Biosfera La Amistad, cerca de la frontera de Panamá. El nuevo estudio describe la población, que consta de más de 200 individuos, y documenta un comportamiento reproductivo.




Atelopus varius

Amplexo de Atelopus varius de la población recién descubierta en las montañas de Talamanca de Costa Rica. La Atelopus varius no es la única rana harlequín que ha sufrido de quitridiomicosis: esta enfermedad afectó gravemente a todo el género Atelopus. Más de tres cuartos de las especies conocidas se encuentran clasificadas «en peligro crítico de extinción» en la Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. Imágen cortesía de González-Maya et al 2013.





Los autores, dirigidos por José F. Gonzáles-Maya del Sierra to Sea Institute & ProCAT International de Costa Rica y de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), sostienen que el hallazgo le da esperanzas a otras especies consideradas extintas en Costa Rica.



«Estos descubrimientos se ajustan a la teoría emergente en relación al hallazgo de especies que se creían extintas en Costa Rica y otros lugares. Luego de una significativa reducción de sus poblaciones, hasta el punto de que no se hallaban más individuos en el entorno natural, se encontraron varias especies de ranas en áreas de Costa Rica, donde hay antiguos registros de quítridos, como también en áreas que no se examinaron con anterioridad», establecen los autores.



«Estos hallazgos siguen un patrón similar a los nuestros en cuanto a que las especies consideradas extintas o casi extintas que registraban una gran reducción de su población debido a los quítridos han reaparecido en lugares que habitaban con anterioridad. Los recientes estudios sugieren que hay altas probabilidades de redescubrir poblaciones en ciertas áreas de Costa Rica y que, desde el año 2000, la mayoría de estas no se han examinado”.



Por lo tanto, la Atelopus varius puede ser sólo una de varias «especies de Lázaro» cuyos epitafios se redactaron muy pronto.




Citas: José F. González-Maya et al. Renewing hope: the rediscovery of Atelopus varius in Costa Rica. Amphibia-Reptilia 34 (2013): 573-578. DOI:10.1163/15685381-00002910