Noticias ambientales

Conoce Biofaces: el Facebook de los amantes de la naturaleza

Una nueva página web proporciona un espacio público para los amantes de la naturaleza





Un ocelote (Leopardus pardalis) en Brasil. Foto de: Leonardo Avelino Duarte.


¿Te gusta la naturaleza? ¿Te gustaría tener un lugar en el que compartir tus fotos, vídeos e historias en línea con otros entusiastas, algo así como un Facebook para los amantes de la naturaleza? No tienes más que consultar Biofaces, una nueva web nacida con la intención de “hacer felices a los amantes de la naturaleza”, según su creador, Leonardo Avelino Duarte.



Duarte no es el tipo de persona de quien se esperaría que pusiera en marcha una red social para los aficionados a la naturaleza. Es un abogado brasileño de éxito y afirma que su inspiración para crear esta página web vino del deseo de conocer gente que compartiera su amor por las criaturas del planeta.



“Podéis imaginar que hay poca gente a mi alrededor con quien pudiera compartir mi pasión por la biodiversidad”, confesó Duarte en una reciente entrevista para mongabay.com. “Por lo tanto, me imaginé un espacio virtual en el que conocer a gente con las mismas ideas y con quien poder compartir nuestros encuentros con la naturaleza; un espacio en el que organizar y documentar estos encuentros y enumerar las especies que hemos observado o documentado. Para mí, estar en contacto constante con la biodiversidad y ser testigo de la vida que comparte nuestro mundo es una necesidad real”.



Duarte afirma que su amor por las cosas silvestres empezó en la infancia y, en parte, surgió de lo poco que sabía sobre la mayoría de los animales del mundo.




Hay varios grupos conservacionistas activos en Biofaces, entre ellos el Proyecto Armadillo Gigante. Aquí vemos una cría de armadillo, llamado Alex, jugando con su madre en una fotografía de cámara oculta. Foto de: el Proyecto Armadillo Gigante.


“Hay varias especies sobre las que no sabemos casi nada”, apunta. “También me sorprende cómo la gente puede vivir sin saber nada sobre este maravilloso y bonito mundo que nos rodea. Saber sobre la Naturaleza es importante y bueno para nosotros”.



Aunque esta página ha nacido como un lugar para la interacción social, Duarte espera que también ayude a la conservación desde la base, creando conexiones y concienciando a la gente. De hecho, varios grupos conservacionistas y de investigación ya han empezado a utilizar Biofaces. De este modo, la página web podría ayudar a reunir información sobre especies poco conocidas a medida que sume información de avistamientos por todo el mundo.



“Tenemos que fomentar la observación de la vida silvestre y hacer que se convierta en un hobby”, afirma Duarte. “Es un hobby saludable. Cuanta más gente lo practique, más gente se habrá convertido a la causa de la conservación. Protegemos y defendemos lo que amamos”.




Entrevista con Leonardo Avelino Duarte




Mongabay: ¿Qué te inspiró a montar está página web?




Un lechuzón orejudo (Pseudoscops clamator) en Brasil. Foto de: Leonardo Avelino Duarte.

Leonardo Avelino Duarte: ¡Me inspiró la soledad! Soy abogado así que podéis imaginar que tengo poca gente alrededor con quien poder compartir mi pasión por la biodiversidad. Por lo tanto, me imaginé un espacio virtual en el que conocer a gente con las mismas ideas y con quien poder compartir nuestros encuentros con la naturaleza; un espacio en el que organizar y documentar estos encuentros y enumerar las especies que hemos observado o documentado. Para mí, estar en contacto constante con la biodiversidad y ser testigo de la vida que comparte nuestro mundo es una necesidad real. Es mi manera de expresar mi amor por la vida, por algo poderoso que me hace sentirme bien. Sé que no soy el único que se siente así. Tenía que saber quiénes eran esas otras personas.



Mongabay: ¿Cuál es el objetivo de la web? ¿Tiene un carácter social, educativo, ambos?



Leonardo Avelino Duarte: El principal objetivo de esta web es hacer felices a los amantes de la naturaleza, dándoles la posibilidad de compartir sus experiencias en la naturaleza con gente como ellos. Al mismo tiempo, esta web tiene la intención de sensibilizar a la población sobre gran diversidad de vida de gran valor y poco común que existe y del peligro que corre. Por eso seguimos los criterios de la Lista Roja de la UICN y mencionamos el estado de las especies además de datos básicos sobre sus hábitos.



Mongabay: ¿Cuál es la historia de la web?




Venado de las Pampas (Ozotoceros bezoarticus) en Brasil. Foto de Leonardo Avelino Duarte.



Leonardo Avelino Duarte: Estaba en un rancho con un amigo. En aquel momento tenía el prestigioso trabajo de ser el presidente de la asociación del colegio de abogados de Mato Grosso do Sul y por esa razón no compartía mi pasión por la naturaleza en las redes sociales. En lugar de eso hablaba de política o asuntos relacionados con mi profesión. Por otra parte, sentía que me faltaba el poder compartir mi pasión con gente parecida. De modo que, de repente le dije a mi amigo que iba a crear una página web para gente a quien le gusta observar la naturaleza desde cualquier parte del mundo. Me imaginé qué quería exactamente, lo escribí en un papel y busqué un programador. Menos de seis meses después de esa primera conversación, la página ya estaba en línea.



Mongabay: ¿Cómo se desarrolló tu interés por la naturaleza?



Leonardo Avelino Duarte: Me ha gustado la naturaleza desde que tengo uso de razón. Siempre. La curiosidad y la necesidad de aprender más sobre la vida que nos rodea han representado para mí una necesidad casi básica. Mi familia tiene un rancho y, cuando era niño, quería saberlo todo sobre los animales que había allí: dónde y cómo vivían, qué comían, etc. ¿Por qué un pájaro en particular solo se ve en el bosque, por qué algunas especies sobreviven en las ciudades y otras no? ¿Por qué algunos animales son difíciles de ver y otros no? De esta manera empecé a leer y a estudiar. Me sorprendió mucho descubrir lo poco que realmente sabemos sobre la naturaleza. Hay varias especies sobre las que no sabemos casi nada. También me sorprende cómo la gente puede vivir sin saber nada sobre este maravilloso y bonito mundo que nos rodea. Saber sobre la Naturaleza es importante y bueno para nosotros. Saber sobre la Naturaleza es importante y bueno para nosotros.



Mongabay: ¿Cómo esperas que la web ayude a los esfuerzos de conservación?




Armadillo de cola desnuda meridional (Cabassous unicinctus) en Brasil. Foto de: Leonardo Avelino Duarte.

Leonardo Avelino Duarte: La página web puede ayudar de varias maneras. En primer lugar, porque puede unir a todos aquellos al frente de la conservación, que realizan trabajo de campo y que llevan a cabo estudios para proteger la vida silvestre, con aquellas personas que admiran y defienden la naturaleza. Considero, de verdad, que los conservacionistas necesitan el apoyo de esas personas. Además, tenemos que fomentar la observación de la vida silvestre y hacer que se convierta en un hobby. Es un hobby saludable. Cuanta más gente lo practique, más gente se habrá convertido a la causa de la conservación. Protegemos y defendemos lo que amamos.



Además de todo esto, la web puede recopilar y promocionar información científica valiosa, estimular los registros de especies poco habituales que casi nunca se han visto en la naturaleza (como por ejemplo la mustela africana), promover y compartir lugares que tienen que convertirse en puntos protegidos y, lo más importante, aumentar la concienciación sobre la importancia y el poco conocimiento sobre algunas especies que se deben proteger urgentemente para evitar que nuestro mundo sea un lugar biológicamente pobre.



En el fondo, mi objetivo con esta página web es convertir al máximo de gente posible al hobby de la observación de la vida silvestre. Crear un ejército de personas que defiendan la vida silvestre y la naturaleza… Eso sería genial.



Mongabay: ¿Nos vas a contar sobre alguno de tus encuentros favoritos con la vida silvestre?



Leonardo Avelino Duarte: Creo que todos los encuentros con la vida silvestre son únicos y cada uno de ellos es especial para mí. Sin embargo, algunos encuentros son absolutamente sensacionales y ahora mismo se me ocurren dos. Cuando vi gato de las Pampas (Leopardus colocolo) cerca de Corumba en Mato Grosso, Brasil, me alegré tanto que se me olvidó hacer fotos y el gato se quedó ahí sin moverse durante un rato, lo cual me permitió acercarme bastante. Los gatos de las Pampas son muy poco comunes y casi nunca aparecen en las cámaras ocultas. Es más fácil ver felinos grandes como jaguares o pumas que a un gato de las Pampas, y me sentí privilegiado por haber visto uno.



Otro encuentro con la vida salvaje maravilloso fue cuando vi un ocelote (Leopardus pardalis), pescando entre un montón de caimanes yacaré en el Pantanal. No parecía que al ocelote le importara competir con todos esos caimanes para conseguir pescado. Fue un momento mágico.



Alex, el joven armadillo, batallando con su madre. Foto de: el Proyecto Armadillo Gigante